NacionalPortada

Moctezuma se va… y la CNTE se queda

REFORMA


Jorge Ricardo

Cd. de México (17 diciembre 2020).- Especialistas en educación coincidieron en que la salida de Esteban Moctezuma de la SEP, para irse a la Embajada de México en Estados Unidos, deja al sector en situación crítica, con sindicatos empoderados y falta de claridad sobre el regreso a clases en medio de la pandemia.

Además, advirtieron, está el riesgo de que llegue un funcionario aún más incondicional a los caprichos y compromisos del Presidente Andrés Manuel López Obrador.

“Creo que hoy la CNTE está muy fuerte y que se concedió demasiado a los intereses de los sindicatos, como parte del acuerdo político entre el Presidente y los sindicatos”, dijo Alma Maldonado, investigadora del IPN.

“La CNTE se quedó más empoderada, pero eso no es responsabilidad de Esteban Moctezuma, sino de su jefe, del señor Presidente”, consideró el director de la organización Mexicanos Primero, David Calderón.

Marco Fernández, académico de México Evalúa y del Tec de Monterrey, estimó que a Moctezuma le tocó cumplir con la promesa del Presidente de echar atrás los avances de la reforma educativa, como la evaluación a los profesores y la cancelación de la venta de plazas, aunque defendió una idea sobre la educación, que no es asistencialista o clientelista.

Deja reforma a medias

Esteban Moctezuma dejará pendiente el regreso a clases presenciales de 30 millones de estudiantes y la implementación del componente pedagógico de la reforma educativa, advirtieron especialistas.

Las clases en las aulas se suspendieron desde marzo por la pandemia de Covid y, aunque se ha mejorado el programa por televisión e internet “Aprende en casa”, aún existen limitantes como identificar el aprovechamiento o asegurar la cobertura a todos los alumnos.

“‘Aprende en casa’ es es quizás lo que el Secretario se atrevería a presumir, pero es un programa bastante corto y limitado ante lo que significa esta situación de la pandemia, que dejará un sistema educativo en una situación mucho peor a la que estamos viviendo”, aseguró Maldonado.

La integrante del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados (Cinvestav), del IPN, consideró que lo peor es que Moctezuma sólo “fue útil” al presidente para dirigir la derogación de la anterior Reforma Educativa, que había logrado imponer la evaluación docente y cancelar la venta de plazas en el magisterio.

Aunque en la nueva reforma se estableció la capacitación en lugar de la evaluación punitiva, después se recortó en 80 por ciento el presupuesto para ese rubro, señaló Marco Fernández, investigador de la organización México Evalúa y de la Escuela de Gobierno del Tec de Monterrey.

“Desapareció el Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación y se creó la Comisión Nacional para la Mejora de la Educación, mucho más pequeña y de menos importancia que, después de dos años, apenas sí publicó qué entienden por mejora educativa”, sostuvo Fernández.

“Todavía el artículo 135 de la Ley General de Educación exige que se establezca un Consejo Nacional en donde estén representados los grupos sociales y ya vamos en dos años y nunca los convocó el secretario Moctezuma”, añadió.

El director de la organización Mexicanos Primero, David Calderón, dijo que Moctezuma quedó a deber en el mejoramiento del proceso de selección de los maestros y la promoción de directores.

Recordó que en septiembre del año pasado afirmó que se había terminado el “huachicoleo educativo” y después debió aceptar la entrega de plazas o la basificación “ilegal” en Michoacán, Chiapas y Oaxaca.

“Fueron compromisos políticos del Presidente que le tocó tristemente operar al Secretario”, dijo Calderón.

Fernández y Calderón advirtieron que, a pesar de todo, el riesgo es que llegue un funcionario todavía con menos capacidad de respuesta ante López Obrador.

La manera en que el Presidente anunció que apenas hará una consulta para saber quién suplirá a Moctezuma muestra la poca seriedad con que se toma el tema, afirmaron.

“No sólo me parece inadecuada la forma, me parece una burla, me parece de muy baja calaña porque un estadista no puede tener improvisaciones de ese tipo en un campo tan fundamental, como la Educación”, dijo Calderón.