Se llena Kazán de mexicanos

El centro de Kazán, donde debutan las Selecciones de México y Portugal en la Copa de Confederaciones, se ha vestido de tricolor para animar al Tricolor, cuyos aficionados han inundado las calles de la ciudad rusa con su alegría y desparpajo.

El verde de las camisetas mexicanas, los sombreros y las banderas tricolor se ven aquí y allá por todo el centro de la histórica capital de Tatarstán, ante la ausencia total e inexplicable de aficionados portugueses.

A falta de unas pocas horas para que el balón eche a rodar sobre el césped del espectacular estadio Kazán Arena, da la impresión de que México ya ha ganado el partido, al menos en cuanto a la presencia de su afición.

Por lo demás, los seguidores de la tricolor son conscientes de la importancia del primer partido del Grupo A, en el que se enfrentan a la campeona de Europa y a una de las grandes favoritas para llevarse el torneo, con permiso de Portugal.

“Venimos a hacer una buena Copa de Confederaciones y creo que llegar a la Final sería un buen resultado. El de hoy es un partido complicado, pero tenemos un buen equipo y creo que lo podemos sacar adelante”, dijo César.

Coincide con el entrenador de la Selección Mexicana, Juan Carlos Osorio, que en la rueda de prensa previa al encuentro aseguró que su equipo “necesita enfrentarse a los mejores” para seguir progresando y tratar de llegar a la cima.

“Desde luego que es así, y Portugal es uno de los mejores del mundo. Como poco, tiene al mejor jugador, Cristiano Ronaldo. Es una buena prueba para nosotros”, mencionó.

A su lado, Naim, de la Ciudad de México, espera ver un partido interesante ante los lusos y cree que si su equipo gana este encuentro tendrá posibilidades de llegar hasta la Final.

“México ha mejorado mucho en los últimos años, gracias a que muchos de sus jugadores juegan en equipos europeos”, concluyó.

Reforma