PolíticaPortada

La maestra, el priísta, el roquero y la excandidata presidencial: estos son los aspirantes al Estado de México

El País

Delfina Gómez, Alfredo del Mazo, Juan Zepeda y Josefina Vázquez Mota se disputan el futuro del principal bastión del PRI
El futuro de casi 18 millones de mexiquenses está en manos de cinco candidatos. Tres mujeres y dos hombres buscan convertirse este domingo en el nuevo gobernante del Estado de México, la entidad más poblada del país y el bastión del PRI desde hace 90 años. Cuatro estados acuden a las urnas este fin de semana: Coahuila votará por un gobernador, 38 ayuntamientos y 25 diputados locales; Nayarit elegirá gobernador, 20 alcaldías y 30 diputados locales; Veracruz renovará 212 presidencias municipales. La joya de la corona, sin embargo, será el Estado de México. Estos son los perfiles de los aspirantes a gobernarlo.
Alfredo Del Mazo: Candidato de la coalición PRI-PVEM-NA-PES
El PRI apostó por un apellido de renombre para defender el Estado de México. El abuelo y el padre de Alfredo del Mazo fueron gobernadores en el principal bastión del PRI. El candidato, alcalde de Huixquilucan, exdiputado federal y director de Banobras, es heredero de una poderosa estructura y maquinaria electoral. Aún está en duda qué tanto jugará en su favor la influencia y cercanía al presidente Enrique Peña Nieto, su primo. Una coalición con tres partidos podría hacer la diferencia en una contienda cerrada. Variantes del PRI, como son el Partido Verde, Nueva Alianza y Encuentro Social (cercano a organizaciones evangélicas) pueden aportar al tricolor los votos para extender la hegemonía en la entidad.
Delfina Gómez Álvarez: Candidata de Morena
Según las encuestas, es la única con posibilidades de derrotar a Alfredo del Mazo. Delfina Gómez ha querido sacudirse a lo largo de dos meses de campaña los señalamientos de ser un títere de Andrés Manuel López Obrador, el dos veces candidato presidencial. Sus orígenes humildes, su trayectoria como maestra de primaria y su modesta trayectoria política —alcaldesa de Texcoco y diputada federal— han inyectado frescura a la contienda. Los sectores populares la perciben como una de los suyos, pero para triunfar el domingo tendrá que conquistar también los votos de la clase media y recibir el voto útil de perredistas y, en menor medida, de panistas. Morena podría amanecer el lunes con su primera gubernatura, pero aún debe convencer a los escépticos de que tiene estructura suficiente para gobernar en una entidad de casi 18 millones de personas. y decenas de miles de funcionarios.
Josefina Vázquez Mota: Candidata del PAN
La candidata del PAN es una de las políticas más experimentadas en la contienda. Fue secretaria de Desarrollo Social en la presidencia del panista Vicente Fox (2000-2006) y de Educación con Felipe Calderón (2006-2012). Tras ganar una elección interna, se convirtió en la candidata presidencial de su partido en 2012. Sin embargo, en la votación general el PAN perdió la presidencia y fue relegado a la tercera posición. El partido de la derecha mexicana podría estar ante un nuevo fiasco en el Estado de México. Vázquez Mota inició en primer lugar de las encuestas antes de que arrancaran las campañas, pero a lo largo de los meses ha sido rebasada por la candidata de Morena y Alfredo del Mazo. Su campaña confía en poder lograr la victoria si consigue el voto oculto de los indecisos.
uan Zepeda: Candidato del PRD
Zepeda, de 49 años, se convirtió en el fenómeno del último tramo de la campaña. El exalcalde de Ciudad Nezahualcóyotl, un municipio de la entidad de más de un millón de habitantes, dejó buen sabor de boca en los dos debates entre los candidatos. Zepeda proviene de una familia humilde, migró sin papeles a Estados Unidos y fue un joven metalero de las afueras de la Ciudad de México. En campaña, fue el único en hablar claramente sobre temas de la izquierda progresista como el matrimonio igualitario y el aborto. Sus detractores, provenientes de la misma izquierda, señalan que Zepeda se ha convertido en un instrumento del PRI al no haber declinado en favor de la candidata de Morena. El triunfo de Zepeda el domingo habrá sido frenar la sangría del PRD, un partido que vive una debacle a costa del crecimiento de Morena.

Teresa Castell: Candidata independiente
Castell es la única aspirante independiente después de que la autoridad electoral haya retirado el registro a Isidro Pastor, expresidente del PRI en el Estado de México. La candidata es una empresaria local que ha tenido algunos cargos dentro de las organizaciones patronales y organizaciones de la IP, como la Asociación mexicana de mujeres empresarias. A lo largo de la campaña ha aprovechado un discurso en contra de los partidos políticos. Su independencia, sin embargo, ha sido puesta en duda. Sus fotografías con líderes locales del PRI y con el presidente Peña Nieto salieron a flote recientemente. Sus detractores afirman que su campaña ha sido financiada por el tricolor, algo que ella ha rechazado.