Policiaca

Ofrece empleo para conseguir sexo

Cristina Hernández
Cd. de México (15 abril 2017).- Un hombre fue enviado a prisión por ofrecer empleo a mujeres, a quienes, en realidad, las engañó y obligó a tener relaciones sexuales con él.

A través de un portal de bolsa de trabajo en Internet, varias mujeres fueron atraídas por un empleo que requería actrices de tercer nivel.

Las víctimas debían enviar sus datos al correo electrónico que aparecía en la página y después eran citadas a una entrevista en persona.

En la entrevista, un hombre se hacía pasar por director de mercadotecnia de una empresa internacional de productos para caballeros.

El hombre les ofrecía a las mujeres trabajar para aparecer en comerciales o publicidad de la marca y bajo una serie de mentiras, las citaba por separado para la firma de su contrato.

Sin embargo, para concluir con los trámites, el hombre exigía a las solicitantes tener relaciones sexuales con él.

En caso de que se negaran, las amenazaba con proceder legalmente en su contra bajo el argumento de que habían firmado un contrato con estas disposiciones.

Después de eso, las víctimas no volvían a tener noticias de su nuevo empleo, ni del supuesto director de mercadotecnia.

Desconcertadas, algunas de las víctimas acudieron a la empresa para la cual habían sido contratadas, pero descubrieron que el sujeto no trabajaba en la empresa y que los documentos que habían firmado eran falsos.

Las mujeres realizaron su denuncia ante el agente del Ministerio Público, quien inició averiguación previa por el delito de trata de personas, en la modalidad de engaño para prestar un servicio sexual.

Días después, el sujeto se comunicó nuevamente con una de las víctimas, a quien citó en un restaurante cercano a la Plaza de la República, en la Colonia Tabacalera.

Aconsejada por las autoridades, la víctima accedió y, cuando el sujeto apareció, fue aprehendido por elementos de la Policía de Investigación (PDI).

El hombre fue puesto a disposición del representante social, quien después de recabar las pruebas y testimonios, determinó consignarlo ante un Juez de Penal del Reclusorio Preventivo Oriente.

Posteriormente, el juez 16 penal dictó sentencia condenatoria de 20 años de prisión y multa de 143 mil 360 pesos contra el tratante.