Nacional

''México está haciendo su parte'' para elevar nivel educativo: Peña

Rosa Elvira Vargas, enviada |  sábado, 29 oct 2016  13:12
Cartagena de Indias. Al resaltar la condición natural de los jóvenes de tomar riesgos y romper paradigmas, el presidente Enrique Peña Nieto pidió a los gobiernos de Iberoamérica mantener la promoción de políticas públicas ”que aprovechen su capacidad y construyan sociedades más incluyentes y mejor preparadas”.

Además, llamó a impulsar una ”copa por la educación” en los países de Iberoamérica con un mecanismo que le dé seguimiento y lleve el marcador, propuso el presidente Enrique Peña Nieto a los países de la región.

Es la educación, reiteró, el gran igualador social mejora las condiciones de vida de las personas y sus familias y detona el desarrollo de las comunidades y países.

Al citar la cifra de creación de 2.3 millones de empleos formales durante su gestión, apuntó que la cuarta parte de éstos han sido ocupados por jóvenes de entre 15 y 29 años.

Al intervenir en la primera sesión plenaria de la 25o Cumbre de Iberoamérica, el mandatario, y a propósito del tema central del encuentro, aseguró: ”México ya está haciendo su parte” en la búsqueda de elevar los niveles educativos de su población.

La reforma educativa surgió con la premisa de lograr la profesionalización del magisterio -dijo- a través de su evaluación, capacitación y actualización de invertir en infraestructura escolar y con la divisa ”de que nuestros niños aprendan a aprender”.

Además, citó el caso de las universidades tecnológicas y politécnicas con una matrícula de 870 mil estudiantes, 25 por ciento más que quienes estaban inscritos en 2012, y donde 80 por ciento de aquellos ”son la primera generación de su familia en llegar a la educación superior”.

Peña Nieto expuso también las políticas de su administración para animar las actividades emprendedoras de los jóvenes.

A través del Instituto Nacional del Emprendedor, dijo, se ha apoyado con mil 500 millones de dólares a poco más de un millón de emprendedores.

Y concluyó: ”sin duda, el mayor activo de Iberoamérica es su juventud”.