Nacional

Urge CNDH a gobierno acelerar consultas sobre derechos humanos

Ciudad de México. La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) instó al gobierno mexicano a implementar las 14 recomendaciones que le hizo el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Zeid Ra´ad Al Hussein, tras su visita a México en octubre de 2015, “toda vez que son atendibles, e impulsar los esfuerzos de las distintas autoridades, a fin de darles cumplimiento”.

En un comunicado, invitó a acelerar las consultas que permitan ratificar los instrumentos internacionales y regionales en materia de derechos humanos pendientes de ratificación, “lo cual vendría a robustecer el sistema de protección a dichos derechos en nuestro país”.

También reafirmó su compromiso de colaboración con la Oficina del Alto Comisionado, a fin de impulsar el cumplimiento de las recomendaciones de Al Hussein, y destacó coincidencia con ellas.

“La CNDH reconoce la apertura mostrada por las autoridades para recibir este tipo de visitas y la voluntad expresada para cumplir con sus obligaciones internacionales”, mencionó.

Recordó que el Alto Comisionado recomienda, entre otros puntos, fortalecer los esfuerzos para que todas las violaciones graves de derechos humanos, incluyendo tortura, ejecuciones extrajudiciales y desapariciones forzadas, sean investigadas y sancionadas; adoptar leyes en la materia de acuerdo con los estándares internacionales de derechos humanos, con participación de las víctimas y organizaciones de la sociedad civil.

También, reformar el Código de Justicia Militar y otras normas relevantes para que la jurisdicción civil también conozca casos de violaciones de derechos humanos cometidas contra los militares.

Enfatiza en el fortalecimiento de las políticas públicas en favor de las mujeres, así como garantizar la consulta previa a pueblos indígenas y el combate a la impunidad.

Igualmente, se garantice la efectiva rendición de cuentas por violaciones cometidas por miembros de las Fuerzas Armada, así como adoptar una ley nacional sobre el uso de la fuerza por parte de servidores públicos, en concordancia con estándares internacionales, y crear una institución nacional forense, autónoma e independiente.

Recomienda igualmente llevar el registro de todas las detenciones mediante la adopción de una ley nacional que establezca un registro unificado de todo tipo de detenciones y personas privadas de la libertad; y garantizar el profesionalismo e independencia de los órganos públicos locales y federales, incluyendo los de administración y procuración de justicia e instituciones de derechos humanos.

La CNDH insistió que las observaciones del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los derechos humanos representan para el Estado mexicano “una gran oportunidad para implementar y dar cumplimiento a estas y otras recomendaciones formuladas por otros mecanismos regionales e internacionales”.